Sexo por teléfono barato

¿Cuándo puedes gastarte en un servicio de sexo por teléfono barato?

Esta es la pregunta del millón. Cuando escuchamos que la gente crítica este tipo de servicios, el argumento más convincente es la cantidad de dinero que nos podemos gastar llamando a este tipo de números.

Esto es verdad… pero no al 100%. Lo cierto es que hay todo tipo de servicios de sexo por teléfono barato, o al menos aparentemente lo son. El problema es que te ofrecen unas tarifas muy económicas pero luego hacen todo lo posible por mantenerte a la espera no dándote la calidad que estabas esperando.

sexo por teléfono barato

Algunas razones en las que fijarse para huir de un determinado servicio de sexo por teléfono barato

Tarificación bastante alta

Este es el aspecto más importante. A la hora de llamar a estos números, es muy importante fijarse en toda la información que aparece en letra pequeña. Aunque nos cueste leerla, hace referencia a aspectos relacionados con el servicio como tarificación, tipo de servicio o suscripción a algún tipo de SMS Premium.

Lo interesante es saber comparar precios. En internet podemos encontrar muchos servicios de “sexo por teléfono barato”. Podemos hacernos una pequeña lista, mental o real, de los precios en cada una de ellas. De esta forma sabremos cuales son las que nos ofrecen los precios más baratos del mercado.

Minutos gratis

Esto, a priori, es una interesante ventaja. Existen algunos servicios que nos regalan los primeros minutos para que podamos probarlo. En el caso de que nos convenzan, podemos seguir hablando el tiempo que deseemos. ¿No nos gusta? Pues colgamos y aquí no ha pasado nada de nada.

El problema viene en la tarificación. La mayoría de estos servicios se anuncian como sexo por teléfono barato solamente porque los primeros minutos no son tarificados; el problema viene con los que sí que te los cobran ya que tendrán un coste muy superior. La idea es cubrir el coste que han perdido regalándote los minutos anteriores.

No quiero decir que todos los servicios sean realmente así; existen algunos que si, que efectivamente te regalan los minutos y luego te ofrecen unas tarifas muy increíbles. Puedes estar hablando durante bastante tiempo sin que aumente significativamente la factura mensual de teléfono.

Lo ideal es que esto lo juzgues por ti mismo; compara las características de este servicio con alguno similar y observa si realmente es lo que estabas buscando.

Excitación nula

La característica principal que estamos buscando en este tipo de servicio es que sepan calentarnos. Para ello no nos vale cualquier mujer; la idea es que tengan una conversación animada, con todo tipo de detalles picantes. Esta charla puede ser trivial, pero será capaz de hacernos alcanzar una estupenda excitación en un tiempo record.

Pero hay un problema que ya comentábamos antes. Existen algunos servicios donde las chicas no tienen esa pequeña “empatía” que tendrían que tener a la hora de trabajar en estos sitios.

Estos servicios de sexo por teléfono barato son un gran engaño. A medida que vayamos hablando con las mujeres, nos iremos dando cuenta de ello. No están haciendo todo lo posible por conseguir que nos corramos; la idea que tienen es otra. Simplemente hacen lo imposible por mantenerte a la espera el máximo tiempo posible.

Para ello pueden recurrir a viejos trucos como mantenernos a la espera, fingir algunos cortes de comunicación o cualquier otro estilo de malas prácticas. Es muy importante saber identificarlas de inmediato.

Si quieres que tu factura de teléfono no se vea aumentada de una forma inimaginable, huye de estos clásicos de “sexo por teléfono barato”.